Tres motivos por los cuales el ataque masivo de ransomware ahora es posible:
  • La falta de inversión y procesos. Prevenir es aburrido y parece un gasto innecesario – hasta que pasa algo.
  • Siempre existieron “exploits”, puntos débiles que pueden usarse para atacar un sistema. Pero la aparición de la noción de guerra cibernética tiene como consecuencia que haya muchas organizaciones trabajando para usar estos exploits de la forma más nociva posible.
  • Lo más importante de todo: la aparición de los bitcoins, como una forma de cobro casi imposible de rastrear. Sin esto, no podrían pedirse los pagos.

​Tres motivos para preocuparse:

  • El ransomware existe desde hace varios años, y está evolucionando y perfeccionándose. Hubo casos de ransomware tomando como rehén artefactos y no solo los datos de una computadora: por ejemplo televisores SMART. Si no pagás, adiós House of Cards.
  • El profesionalismo y complejidad de la tecnología usada. En algunos casos, el ransomware es muy difícil de reconocer porque a diferencia de otros virus no busca permisos especiales o violar la seguridad: encripta archivos, que es algo que uno podría hacer normalmente. .
  • Nadie parece estar suficientemente preparado y estos ataques pueden dirigirse a cualquiera.

​Tres cosas que pueden hacerse frente a estos ataques:

  • Tener backups de los datos. Sobre todo de lo que es imprescindible. Aprovechar la nube para tener backups en lugares no conectados al sistema.
  • Mantener el software actualizado: sistema operativo, firmware, … y por supuesto tener antivirus y actualizarlo.
  • Procesos. Para evitar propagación, para tener copias de los datos en lugares seguros. Y también reforzar la educación y formación.

Tres cosas que van a pasar en el futuro cercano:

  • Más grupos de seguridad especializados en cibercrimen, y sobre todo siguiendo la ruta de la plata (los pagos).
  • Ataques y guerra cibernética como traducción al siglo XXI de lo que eran los espías del siglo XX. Incluso aparición de novelas de ciberguerra en el estilo de las famosas de espías de hace 30 años (algunas ya existen, pero en forma más masiva). Las ciberbatallas ya son una realidad.
  • Algún muerto asociado en forma directa a ataque de ransomware… si no lo hay ya ahora.